En el Día Mundial del Perro Callejero, la coordinadora del Partido Verde, Alessandra Rojo de la Vega Piccolo lamenta que por la crisis económica provocada por la pandemia del Covid-19, cientos de personas abandonen al integrante más indefenso de su familia.

La diputada del Congreso de la Ciudad de México hace un llamado a la sociedad a no lanzar a la calle a sus animales de compañía y aclaró que los perros no son transmisores del coronavirus.

En ese sentido, Rojo de la Vega Piccolo ratificó su compromiso a legislar para garantizar el bienestar animal, asegurando que vivan una vida libre de dolor, de incomodad, de hambre y sed, de miedo y estrés, así como con la libertad de poder expresar su comportamiento natural.

Recordó que antes de la pandemia un millón 200 mil de perros deambulaban sin hogar en la Ciudad de México, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), los cuales generaban en promedio 480 kilos diarios de excremento en la capital.

Por lo anterior, presentó una iniciativa con el objetivo de que la Secretaría de Obras y Servicios de la Ciudad de México y las Alcaldías, coloquen contenedores para las heces de mascotas en calles, parques y jardines públicos, a fin de una adecuada disposición final.

También pidió al Gobierno de la Ciudad de México intensificar los programas de educación e información a la sociedad capitalina sobre el problema ambiental, social y de salud pública que representan las heces de mascotas en parques, calles y jardines, así como aquéllas que se depositan en bolsas de plástico.

PARTIDO VERDE